05 mayo 2022

Dominicano Miguel Sanó será operado al final de la semana

Por Alexander Gómez

El mánager de los Mellizos, Rocco Baldelli, dijo este martes que el dominicano Miguel Sanó está lidiando con un menisco desgarrado y se someterá a una cirugía a finales de esta semana.

Baldelli no dio un cronograma potencial para su regreso, excepto para decir que «generalmente no es la rehabilitación más larga», lo que significa que los Mellizos esperan que el primera base regrese en algún momento de esta temporada.

Antes de arribar en la lista de lesionados de 10 días el domingo, había aparecido en solo uno de los cinco juegos anteriores de los Mellizos debido a un problema en la rodilla. 

Incluso antes de que surgiera la lesión en la rodilla, Sano había tenido grandes problemas en el plato promediando .093/.231/.148 y una tasa de ponches del 32.3 por ciento en 65 apariciones en el plato. 

 Es la segunda gran lesión que sufre durante una celebración. El primero se produjo cuando se lastimó el talón celebrando el campeonato de su equipo, las Estrellas Orientales, de la Liga Invernal Dominicana a finales de enero de 2019. 

Sanó terminó recibiendo puntos y luego se sometió a un procedimiento de desbridamiento antes de finalmente salir de la lista de lesionados en mayo.

Pero el dolor lo obligó a abandonar el juego temprano. Eventualmente, terminó con muletas porque estaba teniendo dificultades para caminar por sí mismo, la severidad del dolor había aumentado.

“Sí apareció, o al menos iba a intentar superarlo, y lo hizo bastante bien”, dijo Baldelli. “Pero al moverse en algún momento, obviamente lo sintió, y volvió significativamente peor de lo que era originalmente”.

Con Sanó fuera, los Mellizos confiarán en Luis Arraez, el novato José Miranda, quien comenzó a jugar  el martes, y eventualmente Alex Kirilloff, quien está en la lista de lesionados por un dolor en la muñeca, para ocupar el puesto.

Sanó se perdió tres juegos antes de intentar jugar el sábado contra los Rays de Tampa Bay. Antes de ese juego, dijo que se había lastimado la rodilla y que todavía le dolía.

“A veces necesitamos jugar con el dolor”, dijo Sanó el sábado antes del partido. “Eso es lo que voy a hacer”.