Catorce años después, otro equipo dominicano subió al podio en un Mundial de Atletismo, luego que en la noche de este viernes, la cuarteta quisqueyana del relevo mixto 4x400 hiciera la proeza de ganar el oro en la cita que se desarrolla en Eugene, Oregón.

Como un clásico aguafiestas, el grupo liderado por Marileidy Paulino, Fiodaliza Cofil, Alexander Ogando y Lidio Feliz dejó atónitos a los presentes al imponerse con un crono de 3 minutos, 9 segundos y 82 centésimas, en lo que fue la despedida de la leyenda Allison Félix.

De leyenda

En un final épico entre caribeñas y holandesas, Fiodaliza Cofil sacó el extra para imponerse a Femke Bol y escribir con letras doradas la placa de esta generación histórica.

Las norteñas, habían reservado a Allison Félix para la carrera final y la veterana tuvo que conformarse con el metal bronceado, su medalla número 12 en justas del orbe, de ellas siete doradas.

Si el hito de las criollas en los Juegos Olímpicos de Tokío impresionó a fanáticos y especialistas, ya con la hazaña de este 15 de julio se disipan todas las dudas y habrá que erigirle un altar a los cuatro grandes del deporte dominicano.

La reina de la noche

Cofil, quien no estuvo en la capital nipona, pues en aquel entonces su lugar lo ocupaba Anabel Medina; Fiodaliza Cofil fue la dueña de la noche y concluyó el magnífico trabajo de la estafeta que inicio en la primera vuelta al óvalo Lidio Feliz, seguido por Paulino y Ogando.

Con la actuación, Fiodaliza y Marileidy se convierten en las primeras dominicanas en subir a un podio en un Mundial de Atletismo.

Desde la medalla de bronce en el Mundial de Valencia, a manos del 4x 400 masculino de Arismendy Peguero, Carlos Santa, Pedro Mejía y Joel Tapia, desde ese  momento Dominicana no ganaba por equipos alguna presea pero la espera valió la pena pues la hazaña superó con creces todas las expectativas.