Julio Rodríguez, el prominente prospecto de los Marineros de Seattle comenzó a probar las mieles de la ética de las Grandes Ligas al recibir su primera sanción por irse a las manos en el compromiso del pasado 26 de junio contra los Angelinos de Anaheim en el Angel Stadium.

El dominicano fue suspendido originalmente por dos partidos de parte de MLB, debido a su rol en el incidente entre los Mariners  y serafines del 26-Jn en la que Rodríguez apeló la suspensión y se le redujo la sanción a un solo partido que cumplirá este martes 12 de julio.


El quisqueyano espera estar de regreso en la alineación de los Marineros el miércoles.

En lo que va de temporada Julio Rodríguez ha sido uno de los hombres más importantes de Seattle al vincular bien su madero con las ganas de querer quedarse en el mejor béisbol del mundo.

El toletero nacido en la isla del merengue batea en lo que va de temporada para .274 con 15 cuadrangulares y 44 carreras remolcadas.

No solo Rodríguez fue amonestado o suspendido por irse a la riña sino un sinfín de jugadores que ya han ido pagando sus penas.

Rodríguez se ha convertido en una esperada sensación para Seattle. Puesto que desde hace mucho tiempo se esperaba que debutara en el mejor béisbol del mundo para dar palo a los lanzadores contrarios y lo ha cometido a la perfección desde que hizo su estreno.

El torpedero tiene una curiosa estadística puesto que se convirtió en el primer jugador de todos los tiempos en llegar más rápido a los 15 jonrones y 20 bases robadas según refirió una nota de prensa de la MLB.